Esta web utiliza cookies propias y de terceros para obtener información de sus hábitos de búsqueda e intentar mejorar la calidad de nuestros servicios y de la navegación por nuestra web. Si está de acuerdo haga clic en ACEPTAR o siga navegando.

Aceptar cookies

(Blog) Etiquetas

toleranceEs una pena que muchas personas, demasiadas, se pasen una buena parte de su vida buscando las diferencias entre sus congéneres, poniendo diversos adjetivos calificativos, etiquetando a las personas de su alrededor con una facilidad pasmosa. Etiquetas como blanco, negro, gordo, feo, bajo, raro, listo, tonto, hetero, gay, etc, son palabras comunes en el hablar diario de cualquier persona. Y etiquetas peores aún que se lanzan arbitrariamente contra cualquiera.

Escrito por: Pedro Villena

Y no es algo de ahora, de la sociedad actual, en absoluto. Desde tiempos pretéritos, todas las culturas, todas las civilizaciones, han creado sus propias etiquetas para describir a aquellas otras culturas, tribus, pueblos, sociedades, individuos, con los que se han relacionado.

Y en base a esas etiquetas se han realizado innumerables actos despiadados por parte de una población contra otra, escudándose con cualesquiera pretexto peregrino para ejercer algún tipo de represión contra aquellas personas que consideran diferentes. Tenemos numerosos, y lamentables, ejemplos en la historia de la humanidad. Guerras, persecuciones, matanzas, exclusión, segregación y otras barbaridades cometidas con algún colectivo que alguien ha decidido que es “distinto” y que no merece pertenecer a la sociedad y a los cuales hay que erradicar. Se supone que la humanidad ha evolucionado, y se supone, que a mejor. Entonces, por qué siguen existiendo esas etiquetas identificativas y peyorativas. Por qué se siguen discriminando y castigando a determinados colectivos sociales en base a su religión, sexo, cultura, color u orientación sexual.

Y es en ése último concepto en el que quiero centrarme. El día 28 de junio, se celebra el Día Internacional del Orgullo LGTBI que se viene celebrando desde 1970 como movimiento reivindicativo de este colectivo. Y es que cuesta pensar que todavía hoy en día exista discriminación o rechazo a algunas personas tan sólo por el hecho de su orientación sexual. No logro entender que algunas personas, y peor, algunos países, todavía persigan y discriminen a una persona porque le guste otra de su mismo sexo.

Todavía en numerosos países ser homosexual está penado con cárcel, e incluso en algún país hasta con la muerte. Casi 70 países en el mundo tienen algún tipo de restricción a permitir las relaciones entre personas del mismo sexo. Y en muchos más ni siquiera es posible la unión formal de este colectivo. Imposibilidad de unión matrimonial, inexistencia del derecho a la adopción por parte de parejas del mismo sexo, cárcel, tortura, discriminación y numerosas otras inconcebibles situaciones son algo común en buena parte del mundo.

También es cierto que hay numerosos países, y cada vez más, en los cuales no existe ningún tipo de restricción en lo referente a las relaciones entre personas del mismo sexo, y son numerosos los estados que no ponen reparos, al menos legales, a la unión de estas parejas. Y es que se ha avanzado mucho en estos aspectos, es verdad, pero aún queda un inmenso camino que recorrer. Y en algunos casos es un camino repleto de obstáculos y de regresión.

En los últimos años ha habido un auge de las conductas homófobas en algunos países y no hay que mirar muy lejos para encontrarlos. Agresiones verbales, físicas, rechazo, se están convirtiendo, por desgracia, en algo cotidiano. Y según un informe de la Asociación Internacional de Lesbianas, Gays, Bisexuales, Trans e Intersex (ILGA), a raíz del Covid, han empeorado las condiciones de vida de este colectivo.

Este y numerosos actos de discriminación más, por raza, sexo, religión, color, son habituales en este mundo. Ojalá algún día mejoremos como especie y no se pongan etiquetas, ni restricciones de ningún tipo, por ser de otro país, cultura, raza, sexo, y que nadie tenga nada que objetar ni dar su opinión sobre a quién querer.

¡Feliz Día del Orgullo 2021!

¿Dónde estamos?

c/ Bac de Roda, 149
T. 93 303 50 97


Avinguda Josep
Tarradellas, 19-21
T. 93 289 24 30


c/ Indústria, 50
T. 93 210 24 19

Contacto

Oficinas Centrales
T. 93 452 04 67


Horario de atención
L-J 8.00-13.00h y 14.00-17.00h
V: 8.00-14.00h
Clubs Sociales de L a V de 14.30 a 19.30h


joia@fundaciojoia.org

delegacioprotecciodades@fundaciojoia.org